domingo, 20 de diciembre de 2009

Nativitas

Tradicionalmente el Espíritu de la Navidad se recibe con un ritual efectuado el 21 de diciembre, exactamente entre las 10:00 y las 12:00 de la noche, el Espíritu de la Navidad desciende para acompañarnos en estas fiestas navideñas hasta la llegada de los Reyes Magos el día 6 de Enero.
El ritual es de tradición nórdica, aunque se lo suele practicar en otros lugares.
Si queremos realizarlo, necesitaremos:
1.- 1 vela azul, representa la Paz. 1 vela amarilla: alegría y felicidad.1 vela roja: amor.

2.- 1 cono o varilla de incienso que atrae  paz y prosperidad.

3.- Esencia de azahar  para atraer el amor, suerte, dinero, energía física, alegría y salud.
     Otros elementos como: Fósforos, hojas de papel, lápiz negro de grafito y tijeras.

 Cuando tenemos todos los elementos colocamos las velas en triangulo, el incienso y la esencia sobre un altar que hemos preparado para la ocasión.

Encendemos las velas en el sentido de las agujas del reloj, prendemos el incienso y esparcimos unas gotas de esencia por el ambiente.
Abrimos todas las puertas y ventanas de la casa para darle la bienvenida al Espíritu de la Navidad.
Nos concentramos en silencio durante unos minutos percibiendo esa energía buena y positiva que nos trae el Espíritu de la Navidad.
Visualizamos  a la Tierra llena de luz, paz y armonía donde todos los seres son felices. Pensamos también en nuestros objetivos particulares, visualizamos nuestros sueños cumplidos.
Escribimos en el papel nuestros deseos por orden de prioridad (se recomienda pedir primero por el mundo, en segundo lugar por el propio país, en tercer lugar por familiares y amigos y en cuarto lugar por nosotros mismos). Se debe pedir detallando minuciosamente, es decir si quiero dinero digo cúanto quiero ganar, si quiero un coche detallo modelo, color, etc.

Es conveniente escribir la lista de deseos en renglones independientes y sólo por una cara del folio. Una vez finalizado el ritual debemos conservar este papel hasta el año siguiente.Dejamos que las velas se consuman totalmente

(Si el año anterior hemos realizado este mismo ritual sacamos el papel con nuestros deseos expresados entonces. Recortamos en tiras los que se han cumplido y los quemamos en la llama de las velas dando gracias mentalmente por los deseos cumplidos)

Yo suelo hacerlo, es sorprendente ver cómo se han cumplido año a año los pedidos, eso si, no prendo velas, simplemente -luego de una meditación- redacto la carta, la tengo en el arbolito y una vez terminada la Navidad, guardo en un lugar confiable
Tomado de las enseñanzas de Metafísica, línea Rubén Cedeño

4 comentarios:

ONUBIUS dijo...

Venia felicitándote la Navidad, quizás la utopía parezca grande, pero mis deseos se quedan pequeños, por lo mucho que deseo abarcar para ti, para que estas Navidades empapen cada centímetro habitado, para que ningún olvido se quede encerrado en el baúl, para compartir sin necesidad de pedir, para sonreír sin limitaciones, para ganarle el pulso a la tristeza, para que la esperanza arraigue en nuestros corazones, para darte las gracias por estar ahí y en definitiva para que la Navidad sea para todos y para todo el año...

ABRAZZZUSSS PARA UNA FELIZ NAVIDAD

Penélope Sierra dijo...

Que bonito que escribas todo esto Al, yo este año no voy a celebrar nada, al menos no, como hacemos todos los años. He pedido a una amiga hace un mes y no quiero ser desagradecida porque se que hay muchas situaciones peores, pero ha sido un año muy duro y muy injusto para ella y para todos los que la queremos. Así que me marcharé con mi familia, conoceré y andaré nuevos caminos para regresar con vida y la ilusión que siempre hay que mantener.
Al, gracias por tus buenos deseos, espero lo mismo para tí, ahora y siempre.

Un abrazo enorme.

Penélope

Mabel V. Gracia Díaz dijo...

Gracias por compartir esta ceremonia.Y todas las cosas que nos compartes en tu espacio, que por cierto, está muy bello.
Que tengas unas maravillosas fiestas y la luz te ilumine siempre.
Mabel (Azaharys).

Al dijo...

Comprendo tu dolor, Penélope.
Que vuelvas "con vida e ilusión" (jamás perdemos a los que amamos, ellos siempre están con nosotros, en otro plano, pero están)
Un beso